El biógrafo de Páez
Historia 16/08/2019 05:00 am         


Por Leopoldo Puchi: En todas las bibliotecas de Venezuela hay un ejemplo de su biografía de Páez



Leopoldo Puchi

En 1929 el escocés Robert Bontine Cunninghame Graham (1852-1936) publicó en Londres una documentación biográfica sobre José Antonio Páez, bordada por la admiración hacia el héroe y la atracción por las llanuras venezolanas. 

La redactó en Caracas, en la década de 1920. Diariamente iba a la Biblioteca Nacional a revisar los archivos y la conversación, en la residencia donde se encuentra alojado, con los jóvenes intelectuales caraqueños de la época. Allí les relataba sus aventuras por Argentina, y de cómo había heredado de su abuelo, que había actuado como mediador entre Bolívar y Páez, su admiración por los héroes de la Independencia.

“Mi madre era española y mi padre un almirante inglés” les dijo a los jóvenes en el patio de la casa. Los hizo soñar al hablar de sus viajes por Marruecos, vestido como un jeque, y de su amistad con Búfalo Bill. En una de esas tardes de gratas tertulias les contó cómo fue detenido violentamente en 1887, en la manifestación obrera de Trafalgar Square conocida como "Domingo Sangriento". También les relató su viaje, junto a la hija de Carlos Marx, Leonor, cuando asistió al congreso de la Internacional Socialista en París.

Efectivamente, Cunninghame Graham fue el primer representante de ideas socialistas electo a la Cámara de los Comunes y, junto al líder obrero Keir Hadier, fundó en 1888 el primer partido laborista, el de Escocia. En el parlamento plantea la reducción de la jornada de trabajo a las ocho horas y adopta una actitud radical a favor de las nacionalizaciones. Muere en 1936 en el Hotel Plaza de Buenos Aires. En Londres habían dejado a sus amigos, entre ellos George Bernard Shaw y William Morris. En todas las bibliotecas de Venezuela hay un ejemplo de su biografía de Páez.

Pero pocos recuerdan sus tertulias caraqueñas.





VISITA NUESTRAS REDES SOCIALES
© 2019 EnElTapete.com Derechos Reservados