¿Qué Rumbo Tomaremos?
Política 28/11/2021 08:00 am         


En Venezuela los elevados niveles de pobreza no se han detenido, sobre todo el crecimiento de la pobreza extrema



Por Vicente Brito


Analizaremos las dos tendencias que generan mayor opinión acerca del futuro del país. Las cuales nos obligan a preguntarnos ¿estos tiempos por venir hacia qué rumbo nos conducen? La primera de ellas enfoca la opinión oficial de cómo marcha el país, los cuales insisten en demostrar una recuperación de la economía a pesar de todos los efectos adversos causados por las sanciones impuestas por parte de la comunidad internacional, destacando la dolarización de la economía como un paso conveniente, que ha permitido la existencia de productos que hasta hace poco eran escasos o no se podían obtener. Así como el crecimiento de la actividad comercial demostrado con la multiplicación de numerosos nuevos negocios la gran mayoría establecidos en los últimos tres años, destacando las cantidades invertidas en esas actividades con recursos provenientes de la repatriación de capitales, siendo un ejemplo los dirigidos hacia la actividad turística entre ellos la apertura de casinos y algunos complejos hoteleros.

Insisten en destacar como logro importante el de haber sostenido la paridad cambiaria durante la mayor parte de este año dejando a un lado las fluctuaciones alcistas que tuvo anteriormente con sus efectos en los precios, así como la reducción de los niveles hiperinflacionarios. Se habla de la recuperación de parte de las numerosas industrias y empresas expropiadas mediante acuerdos con grupos empresariales foráneos o nacionales. El aumento de la producción y los precios del petróleo ha casi triplicado los ingresos al compararlos con hace un año. Los voceros oficiales insisten en destacar estos resultados como un logro de la nueva estrategia económica oficial que busca recuperar el desarrollo nacional.

La segunda cubre las opiniones de los distintos sectores que hacen vida nacional y que representan a las organizaciones sociales y económicas, que muestran su desacuerdo con lo expresado por los organismos oficiales, destacándose la caída de la producción nacional, la cual ha venido siendo desplazada por la competencia desleal de los altos volúmenes de las importaciones las cuales se han multiplicado hasta cinco veces en estos tres años, que van desde materia prima a productos terminados, con sus efectos en la pérdida de empleos, considerando que los sectores industriales y agrícolas han desmejorado su capacidad productiva, al encontrarse limitados por múltiples factores destacando entre otros la escasez de combustible, los números así lo indican.

La paralización de créditos es un factor limitativo de la actividad económica, como resultado del alto encaje legal impuesto por el Banco Central a las instituciones financieras del país para contener la inflación, causada por la política monetaria expansiva para financiar las pérdidas del conglomerado empresarial público y el déficit fiscal, se estima que la liquidez de dinero en circulación se acerque a los 4 billones de bolívares para principios del 2022. Los sectores económicos considerados como los principales reactivadores presentan una caída en sus niveles de producción al compararlos con el año pasado. El producto interno bruto no petrolero así lo demuestra en los 10 meses del año ya transcurrido. Lo cual se refleja en los elevados niveles de informalidad y desempleo que alcanzan a dos terceras partes de la masa laboral. Destacan los efectos de la inflación en los precios los cuales están a la vista, observándose que el aumento también afecta a buena parte de los productos importados los cuales están sujetos a los incrementos de los precios internacionales así como de su transporte y manejo. Lo cual se observa en el aumento de la cesta básica la cual ronda los 800$ y la canasta alimentaría los 400$, las cuales han aumentado significativamente su valor real de enero a octubre del año 2021.

Los analistas sociales demuestran que los elevados niveles de pobreza no se han detenido, sobre todo el crecimiento de la pobreza extrema que afecta a dos terceras partes de las familias venezolanas. Todo lo cual nos indica que estos tiempos por venir, ubican al país en una situación compleja al encontrarnos con una estrategia oficial de llevar adelante procesos de apertura económica, que ellos consideran como convenientes que excluye a buena parte de los actores económicos y sociales que no se adaptan a la aceptación de la estrategia oficial. Los resultados estarán por verse. ¿Cuál rumbo tomaremos?







VISITA NUESTRAS REDES SOCIALES
© 2022 EnElTapete.com Derechos Reservados